hacemos lo que podemos

hacemos lo que podemos

jueves, 8 de abril de 2010

roland barthes como lo ha fatto mamma.

que dice Roland Barthes?
Dice que cuando alguien te importa amorosamente, todo hace signo. Vas al supermercado y ves en una gondola las galletitas pegajosas que te dejan las encias llenas de pastiche, esas que compra el, y lo recortas como signo. Todo hace signo. Las futilidades, las minucias. El cosmos se organiza estupidamente. Estar enamorado es como tener un callo en la planta del pie. Se te nota en la cara, todo el tiempo. La gente te ve turbada y vos sabes que estas pisando sobre ese callo. y hagas lo que haga esta alli. Ubicuo. Barthes lo dice muy lindo, seguro que vos sabes de que habla. Pocas veces conoci a personas que nunca estuvieron enamoradas. Los que conoci, se jactaban. Si hasta los replicantes de blade runner sabian del amor.Que miseria, mi dios, no haber amado NUNCA. Ayer anahi me decia que la fe es como el amor. La sentis o no. Y al fin entendi por que iba a la iglesia. Si la fe es como el amor ¿que se puede hacer?
Esto
Contingencias. Pequeños acontecimientos, incidentes, reveses, fruslerías, mezquindades, futilidades, pliegues de la existencia amorosa; todo nudo factual cuya resonancia llega a atravesar las miras de la felicidad del sujeto amoroso, como si el azar intrigase contra él.
El incidente es fútil (siempre es fútil) pero va a atraer hacia sí todo mi lenguaje. Lo transformo enseguida en acontecimiento importante, pensado por algo que se parece al destino. Es una capa que cae sobre mí arrastrándolo todo. Cicunstancias innumerables y tenues tejen así el velo negro de la Maya; el tapiz de las ilusiones, de los sentidos, de las palabras.Como un pensamiento diurno enviado a un sueño, será el incidente el empresario del discurso amoroso, que va a fructificar gracias al capital de lo Imaginario.
En el incidente no es la causa lo que me retiene y repercute en mí, es la estructura. No recrimino, no sospecho, no busco las causas; veo con pavor la extensión de la situación en la que estoy preso; no soy el hombre del resentimiento, sino el de la fatalidad.
El incidente es para mí un signo, no un indicio: el elemento de un sistema, no la eflorescencia de una causalidad.

2 comentarios:

  1. Bueno, pero ir a la iglesia no te dibuja una cara de feliz cumpleaños! Que te descubrís, en el reflejo de una vidriera, con una sonrisa y sin ningún motivo en especial. Quien nunca se vio en ese reflejo, no podría sentir orgullo ni jactarse de ser humano!

    ResponderEliminar
  2. ah... las sirenas son seres enamoradizos, ergo laura es una sirena.
    Igual hay amores que son propio un grano en medio de, si de ahi.
    Y encima de tener el callo y el grano, te ves con los signos que la vida te pone a tiro, barthesianamente, y sonreis.

    ResponderEliminar

las palabras son redes que nos ayudan a sostenernos.
no te podes imaginar lo importante que es para mi tu comentario.

algo viejo que merece volver a leerse.

cateterismo

La mañana se desliza entre nescafé y el viaje a la clínica, él manejando con auto mientras el otoño, otro otoño, otro mas, casi rutina y des...