lunes, 9 de julio de 2018

el humor y las mujeres

Me considero graciosa: o repentista. Tal vez lo único que sea realmente cierto es que tengo sentido del humor.
En los ultimos ¿ocho? años he tenido twitter: el formato del tuiter me viene como anillo al dedo: superficial, gracioso y sobre todo repentino. Las palabras se deslizan sobre las cosas, y las raspan : En eso hay cierto brillo, como cuando un fósforo raspa una superficie rugosa y se genera una luz.
La luz es breve pero no por eso menos verdadera.
Al principio se me ocurrían montones de comentarios graciosos (y superficiales) sobre los tuits de otras personas. Eran francamente superiores las cosas que se me ocurrían que las que escribía, pero ejercía sobre mi una férrea auto disciplina de no poner tuits que no tuvieran una cierta decencia, digamos que fueran dignos de una ¿directora de escuela? Que es lo que era por esos tiempos.

Pero ese ideal de mujer al que aspiraba ni siquiera habia sido construido por mujeres, sino por varones:Eran los varones internalizados que había en mi los que decian "una mujer no hace eso"


Lo mejor que se me ocurria, lo mas brillante quedaba en un registro personal (para eso esta el dm, el tuit privado, recuerdo que le mandaba a mi amiga Marcela las cosas zarpadas y no publicables que me venian a la cabeza incansablemente)

Yo pensaba que era notorio el bajo número de mujeres humoristas que había tenido el país: la mejor fue Nini Marshall. Y después la uruguaya Gabriela Acher. No habían surgido entonces las hordas de standaperas que hay en estos tiempos. ¿saben por que es esto? Por el puto patriarcado. Las mujeres somos muy graciosas y tan zarpadas como los varones pero se espera de nosotras cierto pudor , cierta veladura...que atenta contra el cabal sentido del humor que es transgresor.
Las mujeres somos muy graciosas y cómicas, pero hemos sido criadas para ser contenidas, a lo sumo aludiendo. Y si el humor es transgresión (y en eso soy freudiana) no hay manera de ser muy graciosa sin pisar las baldosas azules

Ahora hago las bromas que se me cantan. Mas zarpada mi pluma que mi propia vida ¿acaso no sigo siendo la misma ama de casa, madre, abuela de siempre? No lo dirían quienes solo me leen el tuiter sin conocer a esta señora mayor amable que soy.

En todo caso, que la chupen.Times are changing.

9 comentarios:

  1. Si no hay humor, que no haya nada...

    Suerte!

    J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. soy graciosa José. No es autobombo
      Le mando un cariño

      Eliminar
  2. Bueno, si en algo la ayuda, nunca pude estar con una mujer que no tuviese sentido del humor : yo también soy freudiano en la raíz. Así me fue.
    Times have changed. Menos mal.
    EDU DESDE EL BARRIO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Edu.¿cual es el barrio suyo?
      y si... asi nos va con el "no todo"

      Eliminar
  3. los tiempos cambian, es verdad... uno va madurando y dejando de lado el que dirán, no importa que lo hagamos a los 30, 40, 50 o 60 años.... todo vale, todo sirve.... para uno mismo...

    uno espera de una mujer otras cosas mas que el humor, por eso no lo muestran mucho... pero pueden ser graciosas, claro que sí... los payasos somos nosotros igual, no se puede creer lo boludo que somos los hombres con eso... ni la vejez no salva de los papelones...

    ustedes de última tienen mas "gracia", son mas bellas en todo bah.... besos!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. respuesta patriarcal
      wrong.
      yo se la dejo pasar, porque soy una señora grande pero ud. le dice eso a una jovenzuela y le come el higado crudo.

      Eliminar
  4. En realidad, el humor suele no ser simplemente gracia, sino más bien inteligencia aplicada y tal como uno va aprendiendo, las mujeres son más inteligentes (de lo que se supone o de lo que disimulan), es que no es dificil creerle que tenga humor (éso sí, si es "buen" o "mal" humor, será siempre opinable).

    ResponderEliminar
  5. Uno elige a qué prestarle atención, Twitter tiene a mi juicio mucho de eso en onda La pluma daña más que la espada...
    ;)
    No te he buscado en tuiter, me gusta y me banco tu arte aquí en el blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hace bien. Acá soy mas amable. ¿arte? jajaj apenas chicanas, para no morir.
      Hay un texto del escritor argentino Humberto Costantini que dice que hacemos todas las cosas (un dolmen, un enano de jardín, los versos de la señora de Gianello) todo para no morir, para dejar nuestra mano estampada en la piedra.
      A mi me gusta mucho esa teoría.

      Eliminar

las palabras son redes que nos ayudan a sostenernos.
no te podes imaginar lo importante que es para mi tu comentario.

algo viejo que merece volver a leerse.

cateterismo

La mañana se desliza entre nescafé y el viaje a la clínica, él manejando con auto mientras el otoño, otro otoño, otro mas, casi rutina y des...