lunes, 25 de octubre de 2010

six feet under

cuando la vi muerta no parecia ella. Mas fragil, como si no tuviera huesos (la enmarcaban cuatro tablitas fragiles, igual al ataud en que llevaban a  Adan Buenosayres) . Tuve la certeza de que él se la iba a olvidar rápido. Es que otras cosas lo afanaban: el esquivo exito, la ventura, su propio sino. Las responsabilidades verdaderas, para ser justa.

Rey muerto rey puesto. Y ademas ella no fue rey, sino peón, o una inutil dama, que volcó

Ser un animal mitológico no le fue en ventaja: fue una en una serie.No importa que fuera una mujer pescado. Mujeresbrujas, mujeressantas,mujerestorreeiffel, mujerescocinadorasdecomidachina, mujeresmoleskine, todo tipo de mujeres unicas formaban la serie de las mujeres olvidables.

Yo no soy de llorar, entonces  lo hice
Lo vi retirarse por pasillos al aire libre, entre los tilos del cementerio,  por sendas que  lo llevaban a otros lado, presto, serio como un hombre serio. Yo me quede sentada en el suelo,y  con un trapito limpié el lugar.El sol calcinaba las flores. Claveles, claro. Y nenufares, y algas verdes, y piedritas de lapizlazuli,
No se si me dio mas tristeza la sirena muerta o el rengo que se alejaba presuroso, dejando la  marca irregular de sus pisadas (llevaba mocasines de cuero marrón y su saco marrón de cuero pero de otro tono, en los dias importantes no tenia su campera lee) en el polvo del camposanto que brulìa en el sol de la tarde. Un polvo, silabee como una loca, porque cuando algo se muere, se le esta permitido a los mortales la locura.
El olvido es nuestro pan, decia en la libreta que se le cayò al agacharse sobre el pozo recien cavado. Estaba escrito con un lápiz de punta roma  y lo firmaba con nombre y apellido.
Como la tierra estaba agrumada y fresca, era una tierra de la entraña de la tierra, agarré un cartón del tambor de la basura, y lo use de improvisada pala, y meti el cuaderno entre la tierra y el cuerpo de la sirena muerta, seis pies abajo.

2 comentarios:

  1. No tengo la màs pàlida idea de què catzo serà justo en esta vida,pero algo me dice que las letras que ella supo inspirar,deben estar con ella,posiblemente a modo de evitar ser profanadas en este mundo de musas/os estèriles y tannnnnto anònimo con ìnfula de conocido...

    BESOP DE LUNES NECROLÒGICO

    ResponderEliminar
  2. cuando algo se muere, se les está permitido a los mortales la locura

    la muerte es lo más extraño que nos sucede, tanto como la vida, sólo que de ella, de la nuestra no tenemos conciencia, aunque sí de la vida que engendramos, ahí tenés otra cosa loquísima: los hijos, ¿no es extremadamente desquiciado tener hijos? ¿verlos y no saber quiénes son? bueno, de eso tb se trató six feet no? de lo raro que es convivir, amarse, odiarse, seguir viviendo con los muertos

    sí, lloré bastante con esta gente, y la extrañé cuando se fueron

    ResponderEliminar

las palabras son redes que nos ayudan a sostenernos.
no te podes imaginar lo importante que es para mi tu comentario.

algo viejo que merece volver a leerse.

cateterismo

La mañana se desliza entre nescafé y el viaje a la clínica, él manejando con auto mientras el otoño, otro otoño, otro mas, casi rutina y des...