a los lectores de este blog

mandenme en un post cualquiera,en comentarios, los links a los blogs que escriben. Quiero leerlos, como uds. a mi y he perdido el rumbo. Prometo pasar por todos. Estoy tejiendo blogues.


un poema de Mariana Kruk

# (de "fuego o nada")

#

cualquier vicio
conjuga por igual
placer y riesgo.
tu boca se prestaba
y yo,
ludópata del amor,
no me iba a tirar a menos.

sábado, 9 de abril de 2016

hoy me miraba en el espejo del baño

y me dije, parafraseando este viejo poema, que se recitar de memoria: Esa soy yo, esa es Nilda.

Cuando compre un espejo para el baño

voy a verme la cara

voy a verme


pues qué otra manera hay decíme

qué otra manera de saber quién soy.


Cada vez que desprenda la cabeza


del fárrago de libros y de hojas


y que la lleve hueca atiborrada


y la deje en reposo allí un momento


la miraré a los ojos con un poco


de ansiedad de curiosidad de miedo


o sólo con cansancio con hastío


con la vieja amistad correspondiente


o atenta y seriamente mirarme


como esa extraña vez-mis once años-


y me diré mirá ahí estás


seguro


pensaré no me gusta o pensaré


que esa cara fue la única posible


y me diré esa soy yo ésa es Idea


y le sonreiré dándome ánimos.


              Idea Vilariño, uruguaya.

4 comentarios:

  1. hay que mirarse mas al espejo.... y hacerte un gif mental con tus propias muecas....

    y recordarlo bien....

    ResponderEliminar
  2. hacer muecas frente al espejo como los chicos. Una buena idea, reirse un poco, aflojar las cervicales, dejarse llevar. Es muy hermoso el poema de Idea, sobre todo porque propone tratarse bien.Darse animos.

    ResponderEliminar
  3. Hermoso poema.Cada tanto hay que mirarse con cariño!

    ResponderEliminar
  4. Tan fácil que parece y tan difícil . a veces. Hoy no

    ResponderEliminar

las palabras son redes que nos ayudan a sostenernos.
no te podes imaginar lo importante que es para mi tu comentario.

algo viejo que merece volver a leerse.

Alejandro Crotto y un poema cuya erótica puede pasar desapercibida a un lector desatento.

COMO CRECIENDO EN EL CARBÓN LA BRASA Entonces, de repente, percibir, como creciendo en el carbón la brasa, en cada cosa, ahora, alrededor...