la pericia de balistica.

Esparadrapos empapados en ausencia
 como un chocolate espeso
pastoso, oloroso a fierro,
que oculto
entre bambalinas y tramoyas

Escondo esos trapos
como hacen los puberes
con sus pañuelos de papel enguascados
entre hojas de carpeta
marcadas con bic azul
-malos dibujos, peores poemas
y el cuestionario de Historia entre medio-

La mia es sangre de palabras

Bien hubieras usado balas;
donde vos entraste se me hizo una herida
Yo me vi venir su trayectoria, 
sabia que ibas a causar varios orificios
aunque te hicieras el inocente

Me miro extasiada mis propios agujeros
Hay uno de forma estrellada
por donde si metes el ojo, se ve mi pasado
y se explica tu presencia

No se si al final  encontrara el orificio de salida
La bala viaja por mi cuerpo en reposo
haciendo estragos..


Comentarios

Entradas populares de este blog

nosotros, los normales.

Erotica 2

literatura negra.